BOLETINES

Calabacín

Calabacín Ampliar
Imprimir

Estos calabacines son firmes al tacto, compactos, no tienen manchas en la piel y su tamaño es el adecuado para evitar que contengan incómodas pepitas. Su sabor es suave y peculiar ya que deja un regusto ligeramente amargo pero a la vez también dulce. Y, su ternura, es una de sus señas. Aportan fibras, proteínas, potasio, calcio, hierro y una buena cantidad de vitaminas del grupo C y B.

Al parecer, los egipcios ya consumían esta hortaliza. Luego, los griegos y romanos. Sin embargo, fueron los árabes los que la extendieron por las regiones mediterráneas, donde se consumía mucho en la Edad Media.

El calabacín puede conservarse en el frigorífico en buenas condiciones durante unas dos semanas y se puede preparar de múltiples maneras: en crema, puré, rebozado, a la plancha, gratinado, con arroz, carne o pescado ...

 

Precio por KILO

Producto ECOLÓGICO

¿Te llamamos?